Anuncios
No te lo puedes perder

Gavias de Fuerteventura: esos muros de tierra que todo el mundo pregunta que para qué son

Las gavias de Fuerteventura son elementos del paisaje de la isla que no siempre resultan fáciles de interpretar para el visitante que desconoce el medio y la historia de la isla. Lo que se ve a simple vista es una especie de muros de tierra repartidos por los llanos sin aparente patrón. Más de uno piensa que se trata de parapetos para proteger a los cultivos del viento. Que podía ser, pero no. La existencia de las gavias esconde una larga lista de beneficios que también suele sorprender a quienes insisten en saber qué son.

Gavias en la zona de Vallebrón.

Las gavias de Fuerteventura fueron una respuesta de los majoreros (*) para luchar contra la desertización de la isla. Contra la pérdida de suelo que la voracidad de la ganadería insular aceleró cuando cabras y ovejas metieron prisa al proceso de desaparición de la cubierta vegetal. En un territorio con pocas precipitaciones resulta difícil que las plantas naturales se regeneren tan rápido como se las comen los animales.

Las gavias de Fuerteventura fueron igualmente una solución muy ingeniosa de los majoreros para estirar al máximo la disponibilidad de la poca agua que regalan las lluvias. El modelo, que con algunas variantes se ha desarrollado en otras culturas y en diferentes partes del mundo, no puede ser más simple. Ahí está el caso del meskat que se puede ver en los paisajes áridos de Túnez.

En las gavias de Fuerteventura, se plantaban cultivos de secano. Unas veces cereales, trigo o cebada; otras, granos, garbanzos, lentejas o chícharos (Lathyrius sativus).

En el caso de las gavias de Fuerteventura, de lo que se trata es de allanar los terrenos de cultivo y rodearlos de diques de tierra colocados estratégicamente para conducirles las aguas pluviales. El agua de lluvia que corre por barrancos y barranquillos se lleva a un mismo punto y los caudales se acumulan en el terreno llano y cerrado.

Con ello, se consigue mantener húmedos los terrenos durante más tiempo, reducir la cantidad de sal que contienen y, de paso, fertilizarlos con los nutrientes que el agua arrastra en su trayecto, entre los que se incluyen las acumulaciones de polvo sahariano muy rico en minerales.

Los terrenos en gavia al estar nivelados y cercados no son sometidos a la erosión de otros naturales en pendiente y sin cubierta vegetal. Los terrenos de cultivo en gavias forman parte de las prácticas tradicionales que incrementan su productividad biológica y que resultan sostenibles.

Prácticas como la construcción de maretas o de encharcamientos ocasionales para abrevar el ganado que aprovecharon tanto la agricultura como la ganadería de Fuerteventura.

Al mismo tiempo, las gavias de Fuerteventura se convierten indirectamente en un recurso inapreciable para mantener agua en el medio natural que queda disponible para las aves que forman el catálogo de especies de la avifauna de Fuerteventura.

Muros de tierra de poca altura

Los muros de las gavias de Fuerteventura suelen ser bajos, entre 75 centímetros y un metro de altura sobre el terreno circundante. Entre los majoreros, a estos muros se los llama testes o trastones. Los muros cierran el paso del agua de lluvia que por gravedad baja por la pendiente. El agua sólo accede por unos puntos abiertos en los trastones que funcionan como desagüaderos.

Como las parcelas de las gavias de Fuerteventura están escalonadas, el agua que supera el nivel de los trastones, acaba cayendo sobre la gavia inferior, bien rebosando, bien saliendo por un desaguadero.

Para conseguir que los muros de tierra no fueran arrastrados por el agua de las escorrentías, se solían plantar frutales en ellos. Frutales que no necesitaran mucha agua y que tuvieran una naturaleza muy rústica, como sucede con las higueras, con los granados o con los algarrobos.

Alojamiento en una casa rural de Fuerteventura con gavias propias

Alojamiento en una casa rural de Fuerteventura con gavias propias.

Con la idea de incluir este recurso cultural canario dentro de una experiencia única de viaje en Fuerteventura, aquí te dejo un alojamiento en una casa rural de Fuerteventura con gavias propias. Clica en el enlace para ver todos los detalles de este alojamiento situado en los Llanos de la Concepción, junto a la zona natural protegida del Parque Rural de Betancuria.

Una experiencia de viaje a Canarias muy diferente a las habituales. Una apuesta por la cultura canaria en su contexto.

Una cosa más. Si quieres ver cómo funcionan las gavias en Fuerteventura para recoger agua, aquí te dejo un vídeo de Ripaftv Varienant sobre las lluvias en la isla en el invierno de 2016. Feliz Fuerteventura.

(*) Majorero es un gentilicio y es el nombre popular que reciben los habitantes de la isla de Fuerteventura.

Anuncios

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: