Anuncios
No te lo puedes perder

Pájaros canarios, todo lo que quisiste saber y nunca pudiste preguntar

Adivinanza. A ver si lo adivinas. Es amarillo, es de Canarias y es uno de los símbolos de las Islas Canarias. ¡Uff!, pues no. No es el plátano. Si te hubiera dicho que tenía plumas, lo habrías sacado a la primera. Sí, el pájaro canario.

Pero ¡ojo!, en confianza, este símbolo isleño ni es siempre amarillo, ni siquiera en origen; ni es originario de Canarias; pero, éso sí, desde 1991 es símbolo animal del Archipiélago canario. Te cuento más de este pequeño pájaro que llevó el nombre de las Islas por todo el mundo antes de que se inventara el concepto de globalidad.

Desmontando el mito de la exclusividad del canario para las Islas Canarias, tengo que decirte que es un ave Macaronesia, que vivió libremente en diferentes islas atlánticas repartidas entre Europa y África. Al pájaro canario (Serinus canaria), se lo puede ver volar libremente también en Azores y en Madeira.

pájaros canariosEl origen de este pájaro de no más de 13 centímetros de longitud hay que buscarlo en algunas variedades de aves que poblaron el continente africano en un tiempo en el que la costa cercana a las Islas Canarias no se parecía, ni de lejos, con el horizonte seco y desértico que vemos hoy. Los especialistas creen haber encontrado a algunos parientes cercanos del canario en África del Sur. Lo dice la genética.

La difusión del pájaro canario como ave doméstica estuvo motivada por tres condiciones fundamentales, la primera, por su canto; la segunda, porque resultó fácil su enjaulamiento; y tercera, porque fue fácil su reproducción en cautividad. El canto ha sido relacionado en muchas ocasiones con el gorjeo del jilguero. Pero, sobre éso, hay diversidad de opiniones. No sé qué piensas tú.

canarioSe sabe que ya en el siglo XVII, se empezaron a obtener ejemplares de colores vivos, muy diferentes a los tonos de los animales silvestres que, como te puedes imaginar, eran de colores más apagados, verdosos. Sí, para favorecer su mimetización en el medio y para poder defenderse así de sus depredadores naturales. La primera vez que se cita al canario como ave de jaula fue en 1585 y la primera que se le denomina así, ‘pajaro canario‘, fue en 1576, en Gran Bretaña.

Los cruces dieron lugar a pájaros canarios de tonos amarillos, rojos (al cruzarlos con el cardenalito), cobrizos o incluso blancos como la nieve. Combinaciones de colores que han permitido crear toda una afición y una cultura alrededor del canario (canaricultura) y una larga literatura especializada que en la actualidad se deja aconsejar por los desarrollos en materia genética. Un dato. El canario rojo, cruzado con el cardenalito, fue el primer animal nacido producto de una selección genética.

El pájaro canario no se extiende por igual en todas las islas del Archipiélago. Resulta bastante común en Tenerife, en La Palma, en La Gomera o el Hierro, presentando distribuciones locales en la isla de Gran Canaria. En Fuerteventura y Lanzarote, es muy raro ver a los canarios en libertad. Se cree que hay casi 100.000 parejas en libertad en todo el Archipiélago canario.

Los pájaros canarios prefieren comer semillas, en ocasiones también partes blandas de plantas, frutos e insectos. Según el hábitat y las oportunidades que les ofrezcan cada uno de los biotopos.

A los canarios silvestres, se les denomina canarios de monte en Gran Canaria y en las Islas se les puede ver en libertad en muchos hábitats diferentes, desde la cota 0, junto a la costa, a alturas de montaña que superan los 1.500 metros. En zonas con vegetación xérica, en alturas donde el monteverde toca el pinar canario.

Dónde ver pájaros canarios en libertad

En el Parque Nacional de Garajonay, hay concentraciones de pájaros canarios de entre 0,2 a 1,4 aves por cada 10 hectáreas de laurisilva; hasta 4,6 aves también por cuadrículas de 10 hectáreas en zonas de fayas y brezos; en entornos repoblados y en espacios de matorrales de sustitución, la presencia de estas aves se dispara a un ratio entre 9 y 71 aves, en lo mismo, por cada 10 hectáreas.

En las zonas de monteverde de Tenerife, en medianías, el promedio de aves por hectárea, promediando todos los meses del año, es de 28 aves. Con más de 67, sólo en el mes de agosto.

Si te seduce la idea de observar aves en las Islas Canarias, como una experiencia alternativa en Canarias, aquí tienes un plan. Acudir al Centro de Interpretación del Parque Nacional de Garajonay, en La Gomera, en El Juego de Bolas, en La Palmita (Agulo) y pedir consejo sobre el lugar más idóneo para observar aves en el Parque Nacional de Garajonay, según la temporada y el estado del monte. Teléfono: +34 922 80 09 93. Abierto, de lunes a domingo, de 09.30 horas a 16.30 horas. Aquí te dejo una relación de buenos hoteles en La Gomera, para que la experiencia sea completa.

El pájaro canario, un patrimonio isleño que echa a volar.

Anuncios

1 Trackback / Pingback

  1. Pájaros canarios, todo lo que quisiste saber y nunca pudiste preguntar — Canary Islands destination | ALBA MIRABAL
A %d blogueros les gusta esto: